Actualizado el 25 de mayo de 2016

Artículos de ‘Racso Morejón’

Todo, delante de la presencia viva del Blado, sentado parsimonioso y abstemio a la espera de su turno para zarpar su acostumbrado, “extrañable” y grave. “Fidelito no hables más y canta”.

50 Aniversario de El Caimán Barbudo

Un trozo de aniversario en primera persona

Por: . 24|5|2016

Me pierdo entonces en medio de una tarde de celebración, homenaje, fervor, premiación, reconocimientos, brindis, poesía, trova, encuentros, abrazos, acontecimientos pasados y por pasar, reminiscencias, tragos, tragos y más tragos…

Amhel Echeverría: Si tras sucesivas pruebas de ensayo y error alcanzas a crear una obra como “Las señoritas de Avignon”, pues un suceso para nada despreciable ha acontecido. Pero eso es harina de otro costal, porque el olvido es el espacio destinado a la mayoría de todos nosotros.

Ahmel Echevarría:

Poniendo en primer plano a la vida o bosquejo para un itinerario de su literatura.

Por: . 30|9|2015

Justo en el momento en que empiezas a valorar de manera crítica una obra cualquiera ya sea literaria, audiovisual o musical, teatral, o de las artes visuales, cuando estableces una comparación con los clásicos o los principales artistas y escritores contemporáneos, en el preciso momento en que esa obra te revela porqué ha resistido el paso del tiempo, entonces, solo entonces, estarías en condiciones, en tanto creador, de intentar algo.

La crítica —vista como fuente de aprendizaje—, con esa manía suya incontrolable para argumentar la existencia de ser una manifestación a posteriori, ha de robar toda la percepción del lector que necesita entender lo que está leyendo...

¡La crítica! ¿Y eso se come?*

Por: . 16|9|2015

La crítica —bien mirada— me recuerda dos versos de la célebre canción de Pablo Milanés El breve espacio en que no estás, me refiero a cuando el cantor dice que “ella” “suele ser violenta y tierna”, y el otro responde justamente al propio título, porque viene acompañada de ese velo inasible que es el ser y el estar.

...la cosa fue que yo encontré uno de los grafitis que nadie sabía dónde estaba, por suerte de la vida y porque yo estaba buscando, y finalmente encontré uno de sus personajes Gangster Rat...

Néstor Siré:

Entre Banksy y el socio de la esquina

Por: . 11|8|2015

“Lo que más necesitamos son coleccionistas interesados en lo que es el arte cubano, pero no en comprar cualquier cosa como si fuera comida rápida, sino en generar un espacio, una institución para la ayuda, de becas; generar un contacto de comercialización que conecte a Cuba con Europa o Norteamérica”.

Definitivamente, no quedamos errantes y aunque nadie publique la sonrisa del Poeta, derramar la luz sobre los versos —nada azarosos— de Muñoz Viquillón es encontrar los ecos de una reminiscencia que —a veces sin advertir— tenemos anclada a nuestra propia garganta, detrás de nuestros propios párpados; o para decirlo a la manera de él, el párpado de la “luna aún no se había cerrado para nadie” y esto, de seguro, despierta el rictus de sosiego para alumbrar otros azares, aquellos que alistan la próxima página.

Arnaldo Muñoz Viquillón:

Una poesía para alumbrar otros azares

Por: . 15|11|2014

Azar del perfumista es un volumen que seduce por las vibraciones de una poesía que no hace alusiones genéricas a los irrevocables asuntos que sustantiva.

Portada del poemario tratado del no, con ilustración de Pedro de Oraá

tratado del no versus tratado del sí

Por: . 12|6|2014

…en tratado del no aparecen múltiples inquilinos líricos, diversos cada vez, atajando nuestro estado de inconsciencia sobre otras experiencias contradictorias, esa materia prima con la que construye sus realidades el poeta.

Lectura de La gran arquitecta

Legna Rodríguez:

¿La gran arquitecta, la más odiada o la más querida?

Por: . 24|3|2014

La gran arquitecta es un libro espejo y un libro retrato, un libro que sostiene y soporta nuestra vigilia. Legna lo sabe, la hace y lo dice con la osadía propia de las palabras.

Esteros

Esteros:

Los litorales de un poeta

Por: . 21|2|2014

Esteros parece escrito sobre todo para que los lectores lo tengamos como embarcadero, desde donde zarpar y hacer nuestro propio bojeo a la memoria, a la lejanía, el dolor de partir a buscar a una madre por las fracturas de la subsistencia, allí donde un hilo (filo) de luz nos permite entrever que la poesía escrita por este joven autor es un reacomodo de trances interiores, comunes y recurrentes, que aderezan nuestro estado de ánimo…

Nersys Felipe

Nersys Felipe:

Solo somos en el mundo, yo y mis páginas.

Por: . 14|2|2014

Esta es ella, junto a sus personajes más entrañables y las historias que todavía nos permiten jugar al juego más serio. Ser niños.

Gólgota en su estudio

La otra mirada a la luz de Gólgota

Por: . 3|2|2014

Nos encontramos con estados de ánimo que el artista ha recogido de manera casi testimonial, al amparo de una inquietud que continúa alarmando hoy día nuestra sociedad: el maltrato o daño a que están expuestas ellas, o como diría el propio artista: “nuestras compañeras”.

El Caimán Barbudo © Todos los derechos reservados