Actualizado el 1 de agosto de 2011

El disco negro (Producción independiente)

Obsesión

Por: . 24|7|2011

Aunque no sucede con la frecuencia que a mí me gustaría, hay discos que al escucharlos uno experimenta la sensación de que nos invitan a reflexionar a propósito de nuestras propias prácticas y concepciones culturales, así como acerca de la visión que tenemos de nosotros mismos y del otro. Justo lo anterior me sucedió al audicionar el nuevo trabajo fonográfico realizado por la agrupación Obsesión, el CD titulado El disco negro, galardonado en la categoría de rap durante la última emisión del Cubadisco.

Con quince años de carrera artística, el dúo de Alexei Rodríguez (“El tipo este”) y Magia López se caracteriza porque en su quehacer ellos socializan, traducidos a expresión contemporánea, muchas de las ideas relacionadas con el tema de la historia social del negro en Cuba, asunto que en un ayer reciente estuvo invisibilizado pero que, de un tiempo a esta parte, ha entrado con tremenda fuerza en el debate de la agenda nacional. Lo llamativo del modo en que Obsesión se refiere a esto, viene dado por el hecho de que con los textos de sus composiciones aportan incisivos cuestionamientos y enfoques antes no formulados en relación con el pasado, el presente y los vasos comunicantes entre ambos.

Producido de forma independiente, como la inmensa mayoría de los fonogramas de rap hechos en Cuba, El disco negro se integra por doce cortes, de los cuales hay ocho temas “rapeados” y los restantes cuatro son interludios, destinados a cumplir una función dramatúrgica en el CD. Aquí estamos en presencia de un material que corrobora que esta es una de las agrupaciones cubanas de rap que más lejos ha llegado en el abordaje del tema de la negritud y de las relaciones raciales en nuestro país.

Creo no exagerar ni un ápice al asegurar que en su conjunto, el fonograma resulta un material de obligatoria consulta y referencia en la discografía cubana, pues se trata de toda una obra conceptual en torno a tópicos como la belleza negra, la marginación social, los estereotipos raciales y el papel que en el debate del asunto deben desempeñar los raperos, trabajo que en su totalidad deviene una demoledora denuncia contra el racismo, aunque eso sí, con un discurso sin acritud.

Para quienes hemos seguido la proyección de Obsesión desde que apareciese en los escenarios cubanos allá por 1996, no nos sorprende la seriedad y profundidad con la que ellos abordan en su nuevo álbum la temática racial. En todos estos años, ésa ha sido una preocupación manifiesta en temas suyos como “Drume negrita”, “La bendición” y “Los pelos”, en los que el enfrentamiento a la discriminación por el color de la piel en ocasiones se plasma a través del auto-reconocimiento y defensa de los patrones de belleza que posee la raza negra y en otras el problema es enfrentado de manera directa o desde un modo en apariencias festivo.

Es oportuno resaltar que Alexei y Magia asumen lo negro desde una postura reivindicativa y de integración a lo cubano, para lo cual arman un discurso en el cual, junto a los clásicos elementos de la poesía urbana típica de la cultura hip hop, echan mano a la herencia del humor costumbrista del universo teatral, en el que el choteo y lo vernáculo se hacen presente como en ninguna otra de nuestras agrupaciones de rap.

Un aspecto que merece ser destacado en esta producción discográfica es lo funcional de lo llevado a cabo en relación con las bases musicales utilizadas como acompañamiento. En dicho sentido, hay una muy eficaz alternancia entre el empleo de samplers y de instrumentos grabados para la ocasión. Así, intervienen como invitados el guitarrista Pablo Menéndez, el rapero El Adverzario, la poeta dub canadiense D’bie Young y el dúo de trovadores Karma.

En El disco negro son variados los ejemplos de piezas que, desde múltiples perspectivas y diversidad en los modos de expresión (la auto-representación, la parodia, la reapropiación…), abordan el asunto de la desigualdad racial. Con ello, Obsesión demuestra que ha sabido penetrar, con la audacia de sus creaciones, un tema harto complejo y de palpitante actualidad. En su quince cumpleaños, es de desear que la agrupación pueda siempre mantenerse con un espíritu de irreverencia e iconoclasia artística.

Categoría: Discos | Tags: | | | |

El Caimán Barbudo © Todos los derechos reservados